FLORES DE BACH 

El uso de las flores de Bach está destinado a aliviar desequilibrios psicoemocionales y de carácter (tales como miedo, impaciencia, angustia, incertidumbre, ira, confusión, intolerancia, timidez, entre otros), para influir o prevenir padecimientos físicos y psíquicos. Básicamente, Bach concibió el uso de sus remedios basándose en la hipótesis de que las enfermedades son consecuencia de trastornos o desequilibrios de la dimensión emocional-mental de la personalidad producto de un conflicto Alma-Personalidad.


ESENCIAS TRIUNIDAD


Las Esencias Triunidad® permiten tener acceso a la información tanto en la memoria celular (biológico), como ancestral (familiar), además de la memoria del Alma (karmico) y la memoria Espiritual (causal), que de otra forma era imposible lograr. Las Esencias son como un laser que permite leer el programa completo, esa información almacenada de creencias erróneas y traumas sin resolver. Reparando esa información errónea y condicionante, que nos impide alcanzar la plenitud y el reconocimiento del proceso evolutivo del ser humano, logramos la armonía.


ESENCIAS FLORALES DEL MEDITERRANEO

Las esencias florales en general, constituyen la más significativa herramienta terapéutica disponible hoy en día, para armonizar y sanar los grandes conflictos emocionales, mentales o espirituales, que están en el origen de la gran mayoría de las enfermedades.
Tenemos así esencias florales específicas que apuntan, cada una, a aliviar diversos problemas emocionales como por ejemplo el miedo, la tristeza, la culpa, la ansiedad, la depresión, la baja autoestima, y muchos otros.


FLORES DEL ALBA


El trabajo principal de este grupo floral es de equilibrio y restauración sobre la información psíquica celular transmitida generacionalmente; así como sobre bloqueos de dicha información adquiridos por incoherencias de vida. Este grupo es el más parecido, por constitución energética, a los sistemas de esencias florales convencionales ya que tiene más proporción de información floral que “áurea”
The Buddha